Si tiene solución, ¿por qué lloras? Si no tiene solución, ¿por qué lloras?

¡Hay algo que aún necesitas saber! Pregunta a un psíquico experimentado